Lo que inició como un concepto promovido por un diseñador podría terminar siendo la gran característica del iPhone de nueva generación. Ming-Chi Kuo, analista de KGI Securities, anticipa que uno de los iPhones que Apple presentaría en septiembre contaría con pantalla de 5.8 pulgadas, pero reservaría la parte inferior de ella para una “barra virtual de funciones” que reemplazaría el botón de Inicio.

 

El portal 9to5Mac elaboró un esquema que muestra la distribución de pantalla que tendría el nuevo iPhone.

 

A principios de febrero, un diseñador brasileño publicó un concepto en video sobre cómo luciría el iPhone 8 con Touch Bar, la barra táctil de funciones que Apple implementó en la nueva MacBook Pro.

 

Ming-Chi Kuo no ofrece detalles sobre las características de la “barra virtual de funciones”, sin embargo, sí profundiza en las mejoras que Apple realizaría a la resolución de sus iPhone de nueva generación. Ming-Chi Kuo adelanta que el área de visualización del nuevo iPhone tendría una resolución de 2,436 x 1,125 pixeles y 5.15 pulgadas de superficie. Esta resolución sería prácticamente el doble que la del iPhone 7 (1,334 x 750) y daría un aproximado de 521 pixeles por pulgadas.

 

El analista de KGI Securities es reconocido por sus acertadas predicciones en torno a las características que Apple integrará en sus nuevos iPhone.

 

Varios de los rumores más recurrentes en torno a las características del iPhone 8 indican que el nuevo celular de Apple tendrá pantalla OLED prácticamente sin biseles. Varios de los celulares de gama alta que serán presentados este año, como el Galaxy S8 o el LG G6, podrían contar con pantallas de características similares.

 

Apple suele presentar su nueva generación de iPhones en septiembre. La compañía celebrará este año el décimo aniversario del iPhone.

 

Nota relacionada: iPhone 8 podría elevar su precio arriba de los 1,000 dólares

Fuente y nota completa: Paréntesis.com