Hace unos días, Elon Musk presentó su plan maestro para los próximos años, donde el futuro de la compañía estaría enfocado en optimizar el transporte en todos los sentidos. Musk comentó que ya están trabajando para crear un camión de transporte y un autobús totalmente eléctricos, ambos modelos serían presentados en 2017.

 

 

Tesla no sólo quiere fabricar un autobús 100 por ciento eléctrico como hace unos meses se reportaba, la siguiente fase de Tesla es cambiar por completo el sector del transporte; parece algo imposible pero recordemos que la compañía jamás había fabricado un auto y comenzaron con un deportivo que les dio el dinero suficiente para crear dos modelos más y un próximo en 2017.

 

Nota relacionada: Presidente de Tesla habla sobre autobuses autónomos

 

La compañía ya tiene las bases para crear un camión y autobús eléctrico. Incluso, se espera que parte del diseño de Model S y Model X se tengan en este nuevo proyecto.

 

El camión de Tesla estaría desarrollado en dos partes, una cabeza tractor y un semirremolque que podrían trabajar juntos o por separado. Como ventaja, los nuevos camiones reducirán las emisiones contaminantes y al mismo tiempo, el costo de operaciones de transporte pues no requieren de un combustible para operar.

 

 

Las baterías estarían al centro de la estructura y darían la energía suficiente a los motores que estén colocados en cada una de las llantas. Las baterías tendrán una evolución a tal grado de que el camión tenga las mismas cualidades de velocidad, resistencia, empuje y otros factores importantes que un camión de combustión interna tiene.

 

Tesla se caracteriza por la idea de cambiar tanto la forma en cómo nos transportamos así como llegar al espacio y posiblemente conquistar otro planeta. Ya veremos el futuro de la empresa en los próximos meses, de hecho, para finales de año, Musk dará un nuevo anuncio que podría estar relacionado con este tema o algo más allá, fuera de este mundo.

 

Fuente y nota completa: Paréntesis.com